jueves, 17 de marzo de 2011

ARQUITECTURA CONTEMPORÁNEA EN EL CENTRO HISTÓRICO DE MÁLAGA (I)

La cuestión de las tipologías arquitectónicas de los edificios de "nueva planta" en la zona PEPRI Centro de Málaga (1 de 4)

CONTEXTO PREVIO A LA NORMATIVA DE PROTECCIÓN INTEGRAL PATRIMONIAL DE LOS CENTROS HISTÓRICOS Y LOS PAISAJES URBANOS

Desde que existen, las ciudades han sido escenarios de gran dinamismo pues los normales procesos de envejecimiento de lo construido exigen la rehabilitación, la renovación y/o la sustitución de los edificios a medida que envejecen, para así evitar su ruina y el peligro que un derrumbamiento conlleva.


Además del normal envejecimiento de los materiales de numerosas edificaciones, la situación económica de la posguerra española en las décadas de 1940 y 1950 provocó un deterioro de lo construido aún mayor.


La llegada de la década de 1960, al coincidir con la afluencia de abundante capital extranjero gracias a la política aperturista de la dictadura gobernante, permite por fin realizar importantes inversiones en materia urbanística e inmobiliaria, que también se prolongará durante la siguiente década de 1970.


En este contexto, cierto sector de la sociedad asumió las nuevas tendencias arquitectónicas internacionales como paradigma de cambio deseable para unos centros históricos notablemente deteriorados y, puesto que el concepto de protección patrimonial solo admitía por entonces el concepto de Monumento, sin siquiera atender a su entorno inmediato, los promotores inmobiliarios y arquitectos tuvieron total libertad para diseñar y construir.

12
  1. Edificio de la "Casa de la Cultura", año 1951.
  2. Edificio del "Hotel Málaga Palacio", año 1966.


Así, poco a poco, año tras año, edificios centenarios, históricos pero sin protección jurídica, fueron siendo demolidos sistemáticamente para ser sustituidos por edificios acordes con los nuevos estilos de diseño, muy diferentes de las tipologías históricas predominantes hasta entonces.


En el caso del centro histórico de Málaga, entre 1960 y 1979 se construyeron algo más de cien edificios “de nueva planta” y, al final del periodo el paisaje urbano histórico había sufrido tan importante transformación que comenzó a formarse un núcleo mayoritario de oposición a la tendencia imperante hasta entonces, beneficiado además por el profundo cambio social y político que el sistema constitucional y democrático recién adoptado permitía.

CATEDRAL, HOTEL MÁLAGA PALACIO, CASA DE LA CULTURA Y TEATRO ROMANO

En este sentido, la construcción del Hotel Málaga Palacio ocultando las vistas de la Catedral desde el Parque y el Puerto, o la construcción de la Casa de la Cultura sobre el Teatro Romano, fueron dos exponentes de la falta de cordura imperante hasta entonces que despertaron las conciencias más aletargadas y facilitaron la posterior adopción de un marco legislativo más restrictivo urbanísticamente y más protector para el patrimonio histórico, entendido ya no solo como el Monumento, sino también su entorno y el resto de edificaciones que, sin tener dicha categoría monumental, poseían un valor intrínseco suficiente como para impedir su desaparición y sustitución por arquitecturas contemporáneas con un notable impacto sobre el paisaje urbano.


Sobre la cuestión de la “Casa de la Cultura”, merecen ser destacados dos comentarios realizados por expertos en la materia, el primero del año 1950, que, aunque afectísimo a Falange Española en particular y al fascismo en general -detestable personaje pues-, y perteneciente al círculo íntimo del Dictador, se atrevió a proponer que el edificio debía ser demolido para así poder completar la excavación del Teatro Romano; la segunda, se preguntaba allá por 1975 cuándo se derribaría el “mufeo”, que es como jocosamente llamaban los arqueólogos de la época al edificio del "Palacio de Archivos, Bibliotecas y Museos" evitando tan pomposo nombre e indicando así su concepción estética sobre la arquitectura contemporánea en el centro histórico de Málaga. Desconozco la edad de la Sra. Campos Rojas, ni siquiera si continúa con vida, pero sin duda la espera es larga, pues si bien "solo" hubieron de pasar dos décadas para la demolición efectiva del polémico edificio racionalista-autárquico, aún hoy, ¡treinta y seis años después de preguntárselo!, no han concluido las obras de rescate y puesta en valor del Teatro Romano de Málaga.
[El Teatro Romano de Málaga] es un "monumento que sufrió ya alguna destrucción de su escena hace una docena de años, con motivo de cimentarse el llamado palacio de archivos, bibliotecas y museos, que cubre una gran parte del monumento romano y que deberá desaparecer para la excavación total, urbanización y puesta en valor de dicho monumento".
[Julio Martínez Santa-Olalla, Doctor en Historia del Arte, en Revista de Estudios Clásicos número 1, 1950]
 "¿cuándo veremos esa obra [la de prospección del Teatro Romano de Málaga] culminada con una excavación total y una puesta a luz del teatro, incluyendo la demolición del mufeo?"
[María Victoria Campos Rojas, Doctora en Historia del Arte, en Revista Jábega número 11, 1975]

ARQUITECTURA CONTEMPORÁNEA EN EL CENTRO HISTÓRICO DE MÁLAGA

Algunos ejemplos de esta controvertida arquitectura contemporánea -que algunos "entendidos" se empeñan en considerar enriquecedora desde el punto de vista cultural-, implantada en el Centro Histórico de Málaga entre 1960 y 1979, se muestran en las siguientes fotografías que invitan a una profunda reflexión conceptual


Se advierte a los lectores sobre el riesgo que la actividad propuesta entraña, tal y como atestiguan diversos internautas que, tras una prolongada exposición a estos contrastes entre "arquitectura de antes y después" (que tanto gustan al actual Alcalde de Málaga) han sufrido fuertes colitis, mareos y hasta desvanecimietos momentáneos.


12


34


56


78
  1. Edificio de oficinas, de 1960 en la Plaza de la Constitución, esquina con Calle Santa María.
  2. Edificio comercial, de 1977, en Calle San Juan esquina con Calle Cinco Bolas.
  3. Edificio residencial, de 1969, en Calle Cister esquina con Calle Pedro de Toledo.
  4. Edificio comercial, de 1966, en Calle Puerta Nueva y con fachada también a Calle Carretería.
  5. Edificio de oficinas, de 1975, en Plaza de Uncibay.
  6. Edificio comercial, de 1975, en Calle Calderería.
  7. Edificios residenciales, de 1960 y 1962, entre la Calle Prim y la Calle Panaderos.
  8. Edificio residencial, de 1972, en Calle Cortina del Muelle esquina con Calle Postigo de Abades.
--------------------
Continúa en Parte 2ª
--------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, siéntete libre para expresar tus ideas pero usa un lenguaje no soez y, por supuesto, que no pueda constituir delito según la legislación española vigente. Gracias